/**/

Anuncio

Collapse
No announcement yet.

Breve descripción de un reloj mecánico

Collapse
X
  • Filtro
  • Hora
  • Mostrar
Limpiar todo
new posts

  • Breve descripción de un reloj mecánico

    Aunque en esta sección iremos encontrando artículos propios referentes al mantenimiento y reparación de nuestros guardatiempos, también será un punto de encuentro para tener un primer contacto de su funcionamiento. Seguramente para muchos de vosotros son lecciones ya sabidas. Pero creemos interesante tener un lugar donde ir a buscar algunos conceptos o explicaciones que nos ayuden a entender mejor lo que representa una innovación técnica o saber apreciar la originalidad de una solución para solventar un problema relojero.

    Todo reloj mecánico -y los que no son mecánicos también siguen más o menos el mismo patrón- puede dividirse en diferentes sistemas, cada uno de los cuales tiene una función concreta y además debe hacer frente a una serie de problemas para lograr un funcionamiento correcto.

    Antes de seguir es interesante tener en cuenta que no hay una terminología normalizada de las diferentes partes y piezas de un reloj. Las referencias que podemos encontrar en este sentido son, bien del Diccionario Berner o bien del propio diccionario de terminología publicado por ETA’sa.

    El almacenamiento de energía

    Es obvio que todo sistema que se mueve debe tener una fuente que lo provea de la energía necesaria para su funcionamiento. En el caso de los relojes mecánicos nos referimos al muelle motor, el cual también encontraremos en algunos textos como muelle real.

    El muelle motor es una cinta de acero templado que una vez enrollada sobre su eje -denominado árbol de cubo- quiere volver a su posición de reposo con la consecuencia que durante dicha transición libera la energía que tiene almacenada.

    Este muelle motor está encerrado en el cubo o barrilete, que es un cilindro metálico dotado de una corona dentada y de una tapa.

    El principal problema que debe resolver este sistema -pensemos que apenas son cuatro piezas- es liberar la energía con la una fuerza constante a lo largo de todo el desarrollo del muelle motor. Nada es perfecto y por tanto un muelle totalmente tensando tiende a tener un mayor par -hace más fuerza- que cuando está prácticamente desenrollado.

    No nos demoraremos en exponer las diferentes soluciones que se pueden adoptar para solventar los diferentes retos y problemas que nos encontremos, ello será motivo de nuevos artículos.

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_01.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 670.1 KB 
ID: 5501

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_02.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 961.3 KB 
ID: 5508



    La transmisión de energía

    El siguiente sistema que podemos considerar es la forma en que transmitimos la energía que nos proporciona el muelle motor. En este caso, en un movimiento clásico y tradicional, nos referimos al rodaje o tren de ruedas, y se compone de los siguientes engranajes a contar desde la conexión con el barrilete: rueda de centro, rueda primera y rueda segunda o rueda de segundos.

    Cada engranaje se compone de un eje sobre el que está embutida una rueda acabada en dientes y un piñón compuesto por alas. Cabe decir que la rueda de un engranaje contacta -o engrana- con el piñón del engranaje siguiente.

    En este caso hay que cuidar varios aspectos relacionados con el rozamiento de los elementos en movimiento. Por una parte los apoyos de los extremos de los ejes de los engranajes, denominados pivotes, deben minimizar al máximo su desgaste y deterioro. Por otra parte el punto de contacto entre dientes y alas debe ser tal que no se produzca fricción y que se transmita la energía de la forma más eficiente posible.

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_03.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 724.9 KB 
ID: 5502

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_04.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 625.0 KB 
ID: 5504



    El órgano regulador

    Bien, hasta ahora tenemos una fuente de energía y un sistema que la transmite. El siguiente sistema a considerar es el órgano regulador, o también conocido como el escape. Este sistema tiene como misión regular la forma en que se va “consumiendo” la energía de manera que ésta se libera a intervalos constante. Precisamente ese intervalo corresponderá a una unidad de tiempo definida y que servirá de base para “contar” el tiempo.

    Los componentes del órgano regulador son: la rueda de escape, el áncora y el conjunto volante/espiral. Si bien hay quien considera la rueda de escape como una rueda más del rodaje, soy partidario de incluirla en el órgano regulador debido a su particular papel en este sistema.

    Cada elemento tiene sus peculiaridades y debe hacer frente a diferentes retos. En el caso de la rueda de escape y del áncora, su geometría debe permitir limitar al máximo la fricción. En el caso del conjunto volante/espiral es fundamental que los cambios de temperatura y los campos magnéticos apenas tengan influencia sobre ellos. En cuanto a los pivotes del eje del volante éstos deben protegerse frente a los golpes y también limitar el desgaste y la fricción sobre sus puntos de apoyo.

    De forma resumida el funcionamiento de este sistema es como sigue: la energía que llega a la rueda de escape actúa sobre el áncora dándole un impulso, a su vez el áncora impulsa al volante que es solidario a una espiral. El impulso que recibe el volante hace que éste recorra un arco limitado por la elongación máxima que le permite la espiral, momento en el cual hará retroceder al volante en sentido contrario. Durante la vuelta del volante actuará sobre el áncora que liberará un diente de la rueda de escape y provocará un nuevo impulso para iniciar de nuevo el movimiento completo.

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_05.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 638.7 KB 
ID: 5503


    La visualización de la hora

    Hasta aquí podemos decir que hemos cerrado un primer círculo: tenemos una fuente de energía, tenemos un sistema que transmite la energía y tenemos un sistema capaz de contar el tiempo a intervalos regulares. Pero ahora falta que podamos observar el resultado de contar el tiempo.

    Evidentemente en un reloj mecánico tradicional leemos la hora a partir de la posición de las agujas o manecillas, pero antes hay que hacer mención al elemento que las conecta con el rodaje: el cañón de minutos. Es un elemento básico y crucial para poder leer la hora y tiene sus pequeñas particularidades que si no se resuelven de forma satisfactoria aunque el órgano regulador haga bien su función, no podremos leer la hora de forma correcta.

    En una diseño tradicional el cañón de minutos se ajusta al extremo superior del eje de la rueda de centro. Cada vuelta completa de la rueda de centro representa el paso de una hora, por lo que directamente sobre el cañón de minutos se ajusta la aguja de los minutos. El cañón de minutos tiene en su base una rueda dentada, sobre la que engrana la rueda de minutos y ésta a su vez engrana con la rueda de las horas que se superpone al cañón de minutos y sobre la que se ajusta la aguja de las horas.

    Por último cabe señalar que hemos de tener en cuenta que el cañón de minutos no puede ser solidario al eje de la rueda de centro, ya que si fuera así no habría forma de poner en hora nuestro reloj ya que al mover las agujas estaríamos actuando también sobre el rodaje. Por ese motivo el cañón de minutos ajusta sobre el eje de la rueda de centro de forma que permita un movimiento independiente de ambos sistemas cuando se desea poner en hora el reloj.

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_06.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 776.3 KB 
ID: 5506

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_07.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 789.7 KB 
ID: 5505


    Recargar la energía

    Para completar este primer recorrido por el funcionamiento de un reloj mecánico cabe decir que nos falta indicar el sistema que se encarga de recargar la energía del muelle motor. Si nos referimos a un reloj de cuerda manual el armado del muelle motor se realiza mediante la corona del reloj.

    También es habitual que mediante la corona se realice la función de puesta en hora del reloj, por lo que el diseño del conjunto debe satisfacer ambas funciones a la vez: la puesta en hora y el armado del muelle motor. Ello se consigue a través del piñón corredizo. Este piñón que es atravesado por la tija -nos referimos al eje solidario con la corona- se encargará de repartir el movimiento a unas ruedas o en otras en función de la posición de la tija y del sentido de giro que le demos. Habitualmente cuando la tija está en posición de reposo daremos cuerda al reloj girando la corona en sentido horario y cuando la extraemos la tija hacia el exterior del reloj actuaremos directamente sobre las agujas del reloj.

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_08.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 800.2 KB 
ID: 5509

    Clic en la imagen para ver su versión completa. 

Nombre: ETA_6497_09.jpg 
Visitas: 2 
Tamaño: 795.9 KB 
ID: 5507
    Última edición por Ernest Valls; http://cronoforvm.com/member/41-ernest-valls a las 04/05/14, 17:52:11

  • #2
    Ernest, siempre habrá novatos como yo que, con artículos como el tuyo, nos ayude a entender como funcionan nuestros "guardatiempos".

    Muchas gracias.

    Comentario


    • #3
      Eso es un un "Tema" y lo demás tonterías.

      Comentario


      • #4
        Ernest,
        Muchisimas gracias por el temas.
        Nunca esta de mas comenzar explicando lo mas basico. A veces se dan tantas cosas por sabidas......
        Esperare ansioso proximos temas!

        Comentario


        • #5
          asi da gusto aprender, gracias!

          Comentario


          • #6
            Acabo de recordar que si los relojes te gustan y te apasionan tienes que entenderlos para poder admirar la verdadera dificultad de su creación y el por que de esa atracción. Hacia mucho tiempo que no pensaba más allá de la belleza del mecanismo sin darme cuenta de la dificultad que tiene hacer las locuras que muchos relojeros hacen día a día y que nos asombran por su estética pero es con la ciencia y la suerte (que no se debe de olvidar nunca) que han desarrollado los "locos cerebros" de estos relojeros, con lo que realmente tendríamos que "alucinar".

            Comentario


            • #7
              Gracias, Ernest, lo sencillo que parece tan bien explicado...:-))

              Comentario


              • #8
                Fantástico , es un hilo para leer más de una vez , gracias por publicarlo

                Comentario


                • #9
                  Excelente artículo Ernest... leeremos con atención toda tu serie de artículos siempre de lo más instructivos.

                  Comentario


                  • #10
                    Son clases magistrales.

                    Comentario


                    • #11
                      Muy buen post... gracias!!!

                      Comentario


                      • #12
                        Muchas gracias por el trabajo.....Guardado en favoritos.

                        Comentario


                        • #13
                          Muchas gracias por demostrarme que se mucho menos de lo que pensaba
                          Bromas aparte gracias por un hilo tan didáctico
                          Última edición por Antonik; http://cronoforvm.com/member/104-antonik a las 12/03/14, 01:29:41

                          Comentario


                          • #14
                            Así que era eso eh?. Y yo que pensé que era pura magía.
                            Cognas off. Te ha quedado muy ameno y didáctico. Gracias Ernest.

                            Comentario


                            • #15
                              Fantástico post compañero, bien explicado y de muy fácil lectura.

                              Y es verdad que muchas veces no nos damos cuenta que es lo que hay detrás de la esfera, y sólo admiramos o vemos la hora, recordar o volver a leer un post así aun hace querer más estas maravillosas maquinas.

                              Gracias.

                              Comentario

                              Working...
                              X